“No hay nada como viajar para ensanchar
la cultura. Pero también para afinar
la sensibilidad.
Conocí Israel, Egipto, Túnez,
Marruecos.
Al final de mis viajes volví con un

solo convencimiento: no somos nada.”
― Roberto Bolaño








jueves, 23 de marzo de 2017

¿Qué no se habrá dicho sobre la ciudad más santa del mundo, la que ha estado unida, la ciudad eterna construida hace miles de años, cuya historia resuena en el susurrar del viento entre las murallas, donde cada piedra relata un hecho prodigioso de un lugar que ha atraído a millones de peregrinos desde hace miles de años? Así es Jerusalén, la capital de Israel, la única ciudad del mundo que tiene 70 nombres de amor y anhelo, la que en los mapas antiguos aparece en el centro de...l mundo y aún hoy produce tanta admiración como una joven novia.

Jerusalén es una ciudad que despierta emociones sobrecogedoras, que promete experiencias espirituales y religiosas, intensidad y placer, interesantes recorridos y divertidas aventuras. Aquí, además de los fascinantes enclaves históricos y arqueológicos de Jerusalén existen sorprendentes atracciones turísticas modernas para los amantes de la cultura, las artes, el teatro y la música, la arquitectura y las delicias gastronómicas.

En el corazón de Jerusalén se encuentra la Ciudad Vieja, rodeada por una muralla y dividida en cuatro barrios: el judío, el armenio, el cristiano y el musulmán. Estas murallas rodean los importantes lugares sagrados de las tres religiones principales: el Muro Occidental (venerado por los judíos), la Iglesia del Santo Sepulcro y el Domo de la Roca en el Monte del Templo. La plaza donde se sitúa el Muro Occidental recibe la visita de millones de fieles. Aquí, entre las grietas de la base de este gran muro, último vestigio del Templo Sagrado, se introducen oraciones y notas con ruegos de los fieles.
En los alrededores del Muro Occidental existen también otros lugares de importancia para los judíos: los túneles del Muro Occidental, el exclusivo Centro Davidson, el barrio judío, con su magnífico Cardo, y la Ciudadela de David, que se alza orgullosa de su belleza. Al sur de la Ciudad Vieja encontramos la Ciudad de David, de donde surgió la antigua Jerusalén cananea e israelita, un lugar fascinante con sorprendentes hallazgos donde vivirá una experiencia inolvidable.







 

No hay comentarios:

Publicar un comentario